¿Por qué tanta prisa del Presidente por someter una Reforma Constitucional, sin consultar el sentir de la población?

0
88

Teófilo Abreu

Ha movido a preocupación de amplios sectores de la sociedad la prisa conque el presidente Luis Abinader trata de lograr una modificación constitucional, como una especie de “caballo desbocado”, sin que aparentemente haya una real causa que motiven una enmienda como la que se pretende.

 Y algunos se preguntan ¿cuál será el “candado” del que ha hablado el mandatario, cuando en la actual Carta Magna se establece que un Presidente de la República puede aspirar sólo a una reelección; es decir, dos períodos y nunca más?

Es cierto que el Presidente ha reiterado que no buscará una nueva reelección, al concluir su mandato en el 2028, y ha sido tajante al afirmar que al terminar su segundo cuatrienio no volverá al Palacio Nacional.

Pero también es cierto que para algunos sectores de oposición hay un manto de duda respecto a que esa sea esta la única verdad, tomando como referencia lo que ha ocurrido no hace mucho tiempo en el país, en ese sentido.

Todos en este país recuerdan la “firmeza” conque el entonces candidato presidencial Danilo Medina rechazaba la posibilidad de buscar una reelección, llegando a decir que el que buscaba una reelección era capaz de comerse un  tiburón podrido.

Y no sólo buscó una primera reelección, al concluir su primer mandato, en el período 2012-2016, para lo cual  propició una modificación constitucional, sino que le gustó tanto “el carguito”, que también trató de lograr una nueva modificación a la Carta Magna, para buscar otra reelección en el 2020, lo que provocó la división del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

 Pero en el propio Partido Revolucionario Moderno hay voces  que se han manifestado a favor de una modificación constitucional, que permita al presidente Abinader repostularse nueva vez, al confluir su próximo mandato en el 2028.

Una de esas voces ha sido la del senador electo de La Altagracia, Rafael Duluc, conocido popularmente como Cholitín, quien ha planteado públicamente que buscará en El Senado una modificación a la Constitución, para la eliminación del Nunca Jamás.

Una acción de esta naturaleza permitiría romper el candado y abrir el camino a una segunda reelección del presidente Abinader y abriría la cerradura al expresidente Medina, que hasta ahora ha sido impedido por el  Nunca Jamás. 

Esta semana el presidente Abinader pidió al consultor jurídico del Poder Ejecutivo, Antoliano Peralta, que prepare el borrador para una reforma a la Constitución de la República, que, según el funcionario, se centraría en la limitación a la reelección presidencial y la independencia del Ministerio Público.

Según Peralta Romero, uno de los principales objetivos es hacer “casi imposible” la modificación del artículo 124 de la Carta Magna, que regula la reelección presidencial.

Y señaló que es deseo del mandatario que se pongan candados a la Constitución, para evitar que futuros mandatarios abusen del poder y busquen perpetuarse en el cargo más allá de lo que establece la Ley Sustantiva, como ha ocurrido en el pasado.

Pero más allá de lo que ha dicho el Presidente que procura con una modificación constitucional, ¿se ha preguntado qué realmente desea, quiere y aspira la población dominicana?

En  ese sentido, importantes sectores de la sociedad han manifestado interés en que se abra una consulta popular para que la gente tenga la oportunidad de decir qué es lo que realmente quiere respecto a la Constitución, si considera necesario modificarla y sobre qué base hacer esas enmiendas.

En ese sentido, vale la pena citar un editorial publicado recientemente por el decano Listín Diario, en el que recuerda que “hasta Pinochet convocó referéndums”, en el que recuerda las consultas convocadas por el dictador chileno, luego del golpe de estado que derrocó el gobierno democrático de Salvador Allende en 1973.

Pero en esas consultas, mediante las cuales Pinochet buscaba una aprobación a sus aspiraciones de seguir en el poder, encontró el rechazo de una amplia mayoría que dijo NO, lo que permitió abrir el camino para la terminación de un régimen oprobioso que masacró el pueblo chileno por 17 años.

Entonces nos preguntamos ¿por qué no abrir un referéndum y consultar al pueblo dominicano sobre si desea o no, y qué es lo que realmente quiere de una posible reforma a la Constitución de la República?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí